¿Estoy obligado a Declarar renta en el 2017?

Una pregunta frecuente por estos días es: ¿Quiénes están obligados a presentar Declaración de renta?.

Queremos contarte que las declaraciones de renta que inician su vencimiento el 9 de agosto, se hacen teniendo en cuenta la información del año 2016. Si cumples algunos de los requisitos de la foto ó durante el año hiciste compras superiores a $83.308.000 ó tuviste consumos en tarjeta de crédito por el mismo monto; hiciste consignaciones bancarias, depósitos o inversiones financieras hasta por $ 133´889.000.

¡Estás obligado a declarar!

El hecho de cumplir con los requisitos no necesariamente implica que tengas que pagar impuestos, pero… SI NO DECLARAS te expones a pagar sanciones por no presentar información, las cuales este año se fijan en mínimo es de $319.000.

Hemos dejado un formulario habilitado https://goo.gl/forms/2CcYftfrTpznI2uu2 para ayudarte a identificar si estás obligado a presentar declaración de renta. Tener a la mano la siguiente documentación te ayudará con la tarea:

  • Certificado de ingresos y retenciones año 2016 (Para empleados)
  • Declaración de impuesto predial año 2016
  • Declaración de impuesto de vehículos año 2016
  • Certificados bancarios
  • Certificados de inversiones
  • Certificado de inversiones en sociedades
  • Certificados de retención en la fuente expedidos por la prestación de servicios (para independientes)

Economía Naranja – ¿Por qué hablar de ella?

En Colombia, en los últimos años ha tomado gran importancia el término Economía Naranja y su relevancia se ha acentuado más aún por los beneficios tributarios que se otorgaron a esta industria a partir de la Ley de Financiamiento del 28 de diciembre de 2018.  En este blog queremos contarte más sobre esta industria y profundizar sobre sus beneficios tributarios.

El Ministerio de Cultura define la Economía Naranja cómo: “El conjunto de actividades relacionadas con la creación, producción y comercialización de bienes y servicios, cuyo contenido de carácter cultural y creativo en muchos casos puede protegerse por los derechos de propiedad intelectual”, las actividades que la conforman se dividen en tres grandes grupos:

  • Artes y Patrimonio: artes visuales, artes escénicas y espectáculos, turismo y patrimonio cultural e inmaterial, educación en artes, cultura y economía creativa.
  • Industrias culturales: editorial, fonográfica, audiovisual, agencias de noticias y otros servicios de información,
  • Creaciones funcionales, nuevos medios y software de contenidos: medios digitales, software de contenidos, diseño y publicidad.

En Colombia existe una política para el desarrollo de la economía naranja en la cual participan diferentes entidades del gobierno nacional, desarrollando programas de apoyo institucional a los diferentes actores de esta economía, los cuales se pueden categorizar en: comunitarios y organizaciones sin ánimo de lucro, emprendedores emergentes, emprendedores consolidados y gran empresa, cada uno de ellos con necesidades financieras y de apoyo institucional diferentes y para las que se han desarrollado diferentes programas.

Es interesante ver que, desde los programas específicos dirigidos por el SENA, INNpulsa, el Fondo para el desarrollo cinematográfico, Bancoldex, Findeter, entre otros, esta política toma gran relevancia y busca la cobertura de los diferentes agentes que aportan al desarrollo de esta economía, en futuros blogs seguiremos explorando algunos de los programas que pueden interesar a nuestros lectores quienes podrían aprovechar los programas de acuerdo a sus necesidades.

Adicional al apoyo institucional, los agentes de la economía naranja se pueden beneficiar por exenciones tributarias reglamentadas en el artículo 79 de la Ley 1943 de 2018, por un término de siete años, siempre que cumplan con los siguientes requisitos:

  • Contar con domicilio principal en el territorio colombiano y tener un objeto social exclusivo en el desarrollo de industrias de valor agregado tecnológico y/o actividades creativas.
  • Iniciar actividades antes del 31 de diciembre de 2021.
  • Pertenecer a alguna de las 26 actividades CIIU contempladas dentro de la norma, te dejamos el link para que las puedas consultar (https://estatuto.co/index.php?e=1457)
  • Generar mínimo 3 empleos (sin incluir a los administradores del negocio)
  • Presentar su proyecto ante el Comité de Economía Naranja del Ministerio de Cultura, justificando su viabilidad financiera y conveniencia económica.
  • Cumplir con un monto mínimo de inversión de 4.400 UVT en un plazo mínimo de 3 años

Si estás dentro de las industrias mencionadas, puedes aplicar no sólo a los beneficios tributarios, sino también apoyarte en las instituciones que han desarrollado programas específicos al considerar que una labor como la tuya aporta en gran manera al País.

¿Estoy obligado a declarar renta?

En la actualidad el número de personas naturales declarantes de renta ha aumentado, ya que las bases o montos requeridos para estar obligados a la presentación de este tributo son cada vez menores y no sólo hacen referencia a la posesión de bienes o generación de ingresos, sino también al volumen de compras o pagos en tarjetas de crédito y depósitos bancarios realizados durante el año.

Es así como durante el año 2018 el número de declarantes de renta fueron 2,9 millones de personas, aumentando un 10% frente al año anterior y se espera que la cifra de declarantes siga aumentando.

Es de gran importancia tener presentes estas cifras a la hora de saber si estás obligado a declarar renta para el año 2.018:

Para que tengas mayor claridad de lo que estamos hablando, te aclaramos a que hace referencia la norma tributaria con ellos:

  • Patrimonio Bruto: Son todos aquellos bienes poseídos al cierre del año por ejemplo: casa de habitación u otros bienes inmuebles, vehículos, títulos valores, dineros en entidades bancarias, efectivo, participación en sociedades, etc… Ten presente que es el valor comercial de los bienes, sin descontar deudas… para que tengas una idea: Si tienes un vehículo avaluado en $40.000.000 y una vivienda avaluada en $110.000.000 con deudas de vivienda de $60.000.000, estás obligado a declarar ya que tus bienes suman $150.000.000, cifra superior a lo definido en la norma $149.202.000, hasta este punto no debes tener en cuenta las deudas.
  • Compras o consumos totales: Son todas aquellas compras que hayas realizado durante el año y si compraste con tarjetas de crédito o debito, todos los consumos realizados por allí, esto independiente que hayan sido para tu consumo personal.
  • Consignaciones, depósitos o inversiones: Si a tus cuentas bancarias ingresó ese monto durante el año estás obligado a declarar, esto independiente si el dinero fue producto de la venta de un inmueble, el pago de un préstamo que te debían, un dinero que le transfirieron a algún familiar o amigo a través de tus cuentas.
  • Ingresos brutos: Se refiere al dinero que recibiste por concepto de un contrato laboral, un contrato de prestación de servicios, dividendos, intereses, etc…

Para estar seguro del valor de tus bienes, puedes revisar los formularios de impuesto predial, impuestos de vehículos, extractos bancarios y otros certificados bancarios que regularmente están a tu disposición. Pídelos con anticipación y revisa las fechas de vencimiento de las declaraciones en: https://www.dian.gov.co/Calendarios/Calendario_Tributario_2019.pdf

Recuerda que la sanción mínima por no presentar la declaración de renta a tiempo es de $343.000 y que esta sanción varía de acuerdo al valor de tu patrimonio, ingresos o utilidades.

¿Qué le espera a tu empresa en el segundo semestre del año?

Avanzamos en la segunda mitad del año, buen momento para que te preguntes si tu negocio va por buen camino, para algunos esta respuesta se basa en la percepción de acuerdo a la situación por la que atraviesan en su flujo de caja, los últimos contratos cerrados, el volumen de ventas, el nivel de pago de deudas, etc… sin embargo para algunos no es posible dar una respuesta concreta a la pregunta pues tal vez no han analizado cuál es el rumbo del negocio y si existen los suficientes elementos de juicio para concluir si va por esa ruta o se está desviando.

Para pasar de la percepción a la realidad es importante que te des cuenta si tienes claridad en lo siguiente:

  1. Ya has evaluado en cifras y con Estados Financieros cuál es la situación de la empresa para el primer semestre del año: Ganancias acumuladas en el año, nivel de endeudamiento, nivel de recaudo de la cartera, crecimiento del mercado, situación frente a la competencia, entre otros.
  2. Has realizado un seguimiento periódico de las metas establecidas para el negocio. Tales como cumplimiento de metas de ventas, recaudos y utilidades; crecimiento del mercado, generación de nuevos productos o nuevas fuentes de ingreso.
  3. Has socializado los resultados del negocio con tus socios, junta de socios, equipo asesor o bien con personas que tengan una visión de tú negocio, lo que quieres lograr y experiencia en negocios.

Si sientes que has cumplido con los puntos mencionados y tienes claridad de la situación actual del negocio con cifras concretas te invitamos a seguir estructurando tu negocio con disciplina, para llevarlo al punto que has trazado para él. Si por el contrario al leer los puntos anteriores sientes que realmente estas midiendo tu negocio basado en la percepción, te invitamos a tomar acción iniciando con la evaluación de las cifras del negocio, es buen momento para que evalúes como fue el comportamiento del primer semestre, apóyate en tu contador para obtener la mayor cantidad de datos que te permitan diagnosticar cómo está la empresa en este momento y con este diagnóstico toma decisiones sobre el hoy del negocio.

Ya que esta realidad te dará el panorama actual, pero no te dirá mucho si vas por buen camino, te invitamos a tomar acción y empezar a fijar un rumbo para tu negocio, es hora de salir de lo que sueñas para tu negocio e iniciar trazando un rumbo en donde puedas poner objetivos claros para ti y tu equipo de trabajo.

Si quieres obtener más herramientas para medir tu negocio, te invitamos a leer nuestros siguientes blogs en donde te contaremos más.

Cómo va al negocio

Nuestra cultura latina tiende con frecuencia a hablar bastante y a proponer planes, lo que no da garantía de que los resultados se vayan a lograr o los planes se cumplan. Es como cuando estamos con un grupo de amigos y se propone hacer un plan para una fecha determinada, en la efusividad del momento todos tienden a decir que se apuntan al plan pero cuando se acerca la fecha de la ejecución la mayoría tiene excusas o situaciones que impiden que se lleve a cabo y si tú estabas muy emocionado con lo que esperabas que ocurriera, terminas triste y desanimado.  Es lo mismo que suele ocurrir con empresas emergentes y emprendedores de negocio, al momento de iniciar con el negocio existe un alto nivel de efusividad que los lleva a hacer planes de un elevado nivel soñando tener proyectos súper exitosos, se generan ideas magníficas y se esperan resultados extraordinarios a nivel económico, sin embargo en el desarrollo del negocio muchas veces cuando la caja no da la liquidez suficiente se empiezan a adoptar medidas que en poco o nada contribuyen a llegar al sueño definido.

Con tus amigos y en la empresa ocurre lo mismo, al momento de soñar y planear no se fijaron metas concretas de corto y mediano plazo que te pusieran en la ruta que anhelas para llegar a tus objetivos, en este escrito no vamos a hablarte de cómo definir metas ya que este es un ejercicio que contiene varios elementos y no sólo el financiero, lo que si haremos es darte elementos para que hagas un seguimiento periódico de tus cifras iniciando por una muy relevante las ventas.

  • Analiza que estás vendiendo: Toma el historial de ventas de los últimos tres años y para estos periodos revisa como es la evolución de ventas por productos, ¿existe algún producto que esté ganando ó perdiendo participación? ¿Existen productos cíclicos?, es decir que sólo tienen salida en ciertos periodos del año, ¿existe concentración de ventas en pocos clientes?. Al resolver estas preguntas tendrás más elementos para tomar decisiones frente a lo que vendes, incluso podrás entender si tus ventas actuales reflejan tu promesa de valor y lo que decidiste que iba a ser el enfoque de tu negocio.
  • Analiza tus tarifas: Al revisar el historial por productos identifica si tus precios han aumentado o se han mantenido, incluso revisa los descuentos en ventas que ofreces a determinados clientes, con el fin de establecer si con estos descuentos estás cumpliendo el objetivo definido para este cliente ya sea en volumen, velocidad en el recaudo o fidelidad.
  • Revisa las comisiones de venta por producto: Si tienes una fuerza comercial, es importante revisar si las comisiones fijadas son iguales para todos productos o si existe algún diferencial que motive a tu fuerza comercial a impulsar el producto o servicio que has definido como “producto líder” dentro de tu estrategia. En otro blog te contaremos como saber si las comisiones fijadas son equitativas con la rentabilidad del producto.  Frente a las comisiones debes revisar si las fijaste contra el pago del cliente o con la emisión de la factura, busca que tus decisiones de salida de caja sean coherentes con la entrada de los recursos.

En general es importante que fijes unas métricas periódicas y unos objetivos claros sobre las ventas, que te sirvan como un termómetro para medir cómo va el negocio, no sólo con lo facturado sino con los futuros contratos, clientes potenciales, nuevos productos o servicios, tiempos de producción o de ejecución, etc.

La invitación es para que hagas una revisión del negocio y si consideras que tus ventas no están teniendo dinamismo y/o no se genera crecimiento en ellas, implementes estrategias que generen los resultados que tu negocio necesita.

Tengo todo para iniciar mi negocio, pero… ¡No he revisado sus finanzas!

En nuestra experiencia en el acompañamiento a pequeñas empresas, hemos detectado un síntoma generalizado, muchos pequeños empresarios desestiman la importancia que tiene el área financiera dentro del modelo de negocio, y aunque al iniciar tienen algunos aspectos importantes que les  permiten funcionar en los primeros meses e incluso en los primeros años, cuando viene  el crecimiento del negocio y llegan los problemas de liquidez o de bajas utilidades, salen a la luz temas que nunca se pensaron.  Es por eso que hemos querido tratar algunos aspectos importantes, a modo de lista de lo que vale la pena revisar antes de lanzarse al agua con un nuevo negocio.

  • Costos fijos. Son aquellos que se tienen que cubrir así el negocio no genere operación, pueden ser ejemplo de ellos: el arrendamiento, los servicios públicos básicos, los servicios del personal administrativo o personal operativo de base que deberá ser contratado independiente del nivel de operación del negocio, etc… Es necesario determinarlos con precisión para tener un horizonte de lo que deberá cubrir, aunque la empresa no genere ventas.
  • Plan de generación de ingresos o ventas. Es importante tener un panorama claro en el aspecto de ventas, esto permitirá entender en qué momento se podrán cubrir los costos fijos con la operación propia del negocio (punto de equilibrio), de esta manera saber cual deberá ser el nivel de inversión mínimo de los accionistas para dar vida al negocio, entendiendo que muchas veces el ánimo comercial y la credibilidad sobre los negocios es alta, nuestro consejo es que se tengan dos escenarios el esperado y otro más ácido en donde la generación de ingresos se presente de una forma mucho más lenta de lo esperado, generando un plan para cada escenario.
  • Flujo de caja. Para lo que se debe tener en cuenta las condiciones del mercado en donde se está operando, con qué frecuencia se recaudan las ventas y más aún si son a crédito (para ventas a crédito recomendamos tener un aliado que permita analizar siempre el posible cliente, para evitar pérdidas de cartera o procesos de recaudo que generen complicaciones en la fase de inicio), se debe hacer un flujo de caja con la consciencia del momento en que ingresa el dinero y en el que tendrá que salir. Para aquellas empresas que surgen con un número de clientes reducidos en donde existe una concentración de ventas alto y con ventas a plazo, es recomendable analizar la capacidad que se tiene de dar financiación a los clientes y los acuerdos de pago. Hemos encontrado qué por el afán de vender más, se descuida el análisis de la contra parte y no se tienen acuerdos claramente definidos sobre el recaudo, esto suele suceder mucho cuando se quiere entrar a participar del mercado con clientes que tienen alta reputación en cierto segmento o que el tenerlos en el portafolio hacen sentir a los empresarios “importantes” dentro de determinado sector.
  • Panorama tributario. Es importante entender cuál es el panorama tributario del negocio, no sólo los impuestos que tiene a cargo el negocio y que le generaran una menor utilidad cómo lo pueden llegar a ser el impuesto de renta y el impuesto de industria y comercio, sino aquellos sobre los que  existen  responsabilidades tributarias frente a los entes recaudadores, entendiendo que si bien no se genera un sobre costo en el recaudo para el negocio, si se generan obligaciones que de no cumplirlas traen sanciones y repercusiones algunas veces mayores, algunos de estos pueden ser: el impuesto a las ventas (IVA), las retenciones en la fuente, el impuesto al consumo, entre otros. Hay que asegurarse del efecto de cada impuesto y especialmente de las fechas de pago para tenerlo presente en el flujo de caja del negocio.
  • Compromiso de los socios. Entendiendo que el negocio puede generar tiempo de despegue mayor al estimado y por lo tanto mayor inversión, se hace relevante tener claro con los socios cual será la posición de aporte de recursos o respaldo en posible endeudamiento si el negocio llegar a requerir inyección de capital. Aconsejamos que sean posiciones claras y que se documenten desde el principio.
  • El mayor accionista. En Colombia el mayor accionista de las empresas es el Estado, quien participa en las utilidades de la empresa a través del impuesto de renta con 33% (tarifa general para empresas en el año 2019), por lo que es importante tener esta cifra clara desde el principio, analizando el conjunto con el contador temas relevantes como las características de los costos y gastos que se pueden deducir del impuesto, el hecho generador del mismo, etc…

Sabemos que existen otros temas relevantes al iniciar un negocio, en este escrito queremos llamar tu atención sobre los que mencionamos, pues es donde hemos visto mayores fallas en el medio en donde nos movemos.

Visión 2020

Llegó el fin de año y tal vez para algunos aún no hay claridad de cómo están cerrando sus cifras, somos conscientes que los empresarios emergentes y emprendedores, tienen diferentes roles en su negocio y esto muchas veces desplaza el seguimiento de los resultados a un último lugar, incluso muchas veces a tal punto de sólo revisar resultados en el momento en el que llega la hora de declarar y pagar impuestos. Es nuestro trabajo día a día mostrarles a los empresarios que el esfuerzo desmedido por generar ventas, sin un control adecuado de recursos puede resultar en algo ineficiente para el negocio, somos conscientes de las diferentes actividades y de la urgencia que muchas veces genera la operación del negocio, sin embargo, nuestro llamado es a tomar acciones inmediatas en el seguimiento ya que lo que no se controla hoy, podrá tener consecuencias negativas a futuro.

Un seguimiento integral del negocio a nivel financiero debe tener presente un cierre contable previo en donde se tenga claridad sobre los Estados Financieros, la proyección para el cierre de impuestos el año y todo tipo de informes que permitan ampliar el detalle sobre el comportamiento de ventas, costos, gastos y control de caja del negocio. Si no tiene la información a este nivel, es hora que destine recursos de su negocio a la gestión financiera, implemente acciones que le permitan crecer y haga de esta área una parte fundamental de su gerenciamiento.

Con las cifras del año que está terminando, tenga un punto de partida para analizar:

  • Lo que está vendiendo no sólo en cantidades y por referencias, sino por regiones, tipo de cliente, canales de distribución. Organice los datos de forma tal que tenga información suficiente para analizar cómo están sus esfuerzos en ventas. Este será un buen punto de partida para proyectar sus ventas del año siguiente, ahora bien, amplié su visión analizando las oportunidades que tiene el mercado, observar factores externos y lo que está proyectado para la economía, le proporcionará información para definir cómo determinar su crecimiento.
  • Revise sus canales de ventas. La elección de un canal eficiente tiene una influencia total en el éxito de la venta, ya que es el medio por el cual el cliente se relacionará con su negocio. Defina si utilizar un nuevo canal, requiere inversión (se que esto muchas veces detiene las decisiones de crecer) y haga un estudio juicioso de cómo se espera que esa inversión retorne.
  • Entienda cual es la rentabilidad de cada producto que vende. Es importante validar si está obteniendo la ganancia que espera de sus productos o servicios, esto implica desglosar de forma adecuada sus costos y dar una estructura adecuada para cada producto o servicio. Sin aún los costos representan un dolor de cabeza para usted, busque asesoría para definir esa estructura y tener un marco claro de acción sobre los costos asociados a cada producto o servicio.
  • Proyecte sus ventas, con la claridad de los costos que requerirá vender cada producto.
  • Haga un seguimiento a sus gastos fijos y otros gastos administrativos y realice un presupuesto claro de lo que requerirá el año siguiente.
  • Analice cómo está siendo su entrada y salida de recursos, es decir, cuánto tarda en recuperar su cartera y en cuanto tiempo debe pagar a sus proveedores. Esto le ayudará a determinar sus necesidades de recursos y los recursos disponibles para generar inversión.
  • Revise los recursos disponibles en su organización para buscar el crecimiento y liste aquellos que le faltan, le recomendamos que en algunas áreas de su negocio busque alianzas que le permitan crecer.

Esperamos que el 2020 sea un año para su crecimiento financiero, hay que recordar que el beneficio mayor se da cuando el empresario ve impactado su bolsillo.

Dando los primeros pasos para el cambio de tu vida financiera

Con seguridad al construir las metas de un nuevo año, al tener una transición en la vida, al enfocar a nuestra familia, nuestra empresa o emprendimiento, uno de los factores que consideramos es el financiero. En nuestra mente permanece el firme propósito de tener una vida financiera saludable (concepto que exploraremos en un siguiente blog), lo que sí es seguro es que las finanzas hacen parte fundamental en nuestra vida y así cómo para algunos resulta sencillo manejar su vida financiera, existen otros para quienes puede llegar a ser un dolor de cabeza, con seguridad año a año se inicia con el firme propósito de mejorar en las finanzas, ajustar el bolsillo y respirar con tranquilidad, pero con el avance de los días, los retos económicos, nuevas obligaciones e incluso con el mover emocional, el propósito se debilita y se toman caminos para salir a flote sin remediar de fondo las causas que nos generan dolores de cabeza en el manejo de las finanzas.
Si te sientes identificado con la situación y QUIERES, realmente QUIERES, dar un cambio a tu vida financiera, esperamos brindarte herramientas que te permitan dar los primeros pasos y dominar el dinero, el cual tenemos la certeza no es más grande que tú y no tiene el poder de controlar tu vida.

Aquí unos primeros pasos para iniciar con el cambio de tu vida financiera:

  •  Se consciente que la vida financiera no tiene que ver únicamente con lo que haces con el dinero, también tiene que ver con tus emociones, situaciones que ocurren a tu alrededor y hábitos que has venido formando y para generar un cambio debes considerarlo en conjunto.
  •  Inicialmente identifica cuales son esos hábitos que dominan tu bolsillo. Una buena forma a identificarlos es pensar. ¿Qué es lo primero que haces al recibir dinero?
  •  Al pensar en dinero y todo lo que conlleva deudas, compromisos, resultados no cumplidos, puedes sentirte confundido y con pocas ganas de revisar la realidad. Para esto te sugerimos tomar un momento de pausa en tu vida, separar un tiempo en tu agenda y con papel y lápiz poner en blanco y negro tu panorama financiero.
    o Que tienes: Tu lista de bienes
    Qué debes: Tu lista de deudas, con el saldo que debes a la fecha de hacer tu panorama. Al escribir cada cifra, más que ansiedad o angustia, te invitamos a pensar que tienes la capacidad suficiente para cubrir estos compromisos y que estás a punto de iniciar un plan para lograrlo.
    o Que ganas: todo lo que recibes en el mes a mes
    Que gastas: todo lo que sale de tu bolsillo de forma recurrente o de manera puntual

Teniendo este panorama claro, te das cuenta que tus rollos financieros no son más grandes que tu voluntad de salir adelante. Es así como podrás enfocar tu energía a cambiar ese panorama.

Tal vez, hasta el momento siempre has tenido la intención de generar cambios, pero ahora que tienes este panorama claro, podrás en cada uno o en los números que trazaste en tu hoja escribir una meta específica, escribe que quieres lograr y toma esto como un impulso para seguir dando pequeños pasos.
Si consideras que es fácil plantear metas, pero sientes lejano o inalcanzable su cumplimiento, queremos invitarte a seguir explorando material de apoyo y si lo consideras prudente, busca ayuda de un experto que te de una mano y te pueda orientar con acciones que te permitan generar un cambio.
Existen muchas alternativas que te brindan información para el manejo de tus finanzas, desde el gobierno incluso se impulsa la educación financiera, busca información y encaminate al cambio, por nuesta parte brindamos herramientas para mejorar tus finanzas: trainings, talleres y mentorías personalizadas en dónde no solo abordamos soluciones en el manejo de las finanzas personales desde lo práctico, sino con el vínculo de lo emocional para que puedas generar cambios de raíz.
Diana Acuña Estupiñan
www.enssamblefinanciero.com